Fuera de Serie
Fecha de Publicación:
X – Files
LA VERDAD ESTÁ AFUERA — DISPONIBLE EN STAR +
X – Files

Un reporte de dudosa veracidad estimó que, a inicios de la década del ´90, más de tres millones de estadounidenses podrían haber sido abducidos por extraterrestres. El autor de semejante estudio fue John E. Mack, un psiquiatra profesor de Harvard, quien entre otros premios recibió un premio Pulitzer por sus ensayos.

Este dato cautivó a un productor, director y guionista oriundo de california llamado Chris Carter, que hasta 1992 se dedicaba principalmente a programas televisivos de comedia para Disney. Harto de las temáticas ligeras, e inspirado por la popularidad de teorías conspirativas como los supuestos secretos que guardaría el gobierno estadounidense en la famosa Área 51, junto con el descontento general con las autoridades gubernamentales que había quedado en la población tras el escándalo de Watergate, llevaron al escritor a pensar en un programa diferente, adulto y novedoso.

Tras varios ensayos que terminaron en rechazos por parte de Fox, Carter consiguió la aprobación para filmar un piloto de lo que sería una de las series de misterio, terror, ciencia ficción y aventura más emblemáticas de la historia: X-Files.

El productor describió en numerosas ocasiones que sus grandes inspiraciones para el tono de su show se encontraban en films como El Silencio de los Inocentes —de donde toma “prestada” a la agente Clarice Starling como modelo para su protagonista femenina—, Encuentros Cercanos del Tercer Tipo o JFK, la épica de Oliver Stone sobre el asesinato del ex presidente estadounidense. Los programas televisivos como La Dimensión Desconocida y Twin Peaks (en donde aparece quien sería el protagonista masculino encarnando a un agente de la DEA) también contribuyeron a crear la atmósfera que volvería extremadamente popular a la serie.

Los protagonistas son Fox Mulder, un agente especial del FBI asignado a la oficina de los Expedientes X a los que hace referencia el título. El hombre cree en la existencia de vida extraterrestre y es un convencido que el gobierno para el que trabaja encubre todo tipo de cuestiones paranormales. Su pasión por esta temática nace de una experiencia traumática de la infancia, cuando su hermana pequeña desapareció sin dejar rastros en lo que él siempre consideró como un caso de abducción alienígena. El actor que lo interpreta es David Duchovny, quien en la vida real no cree en absolutamente nada de estas cosas.

Quien sí cree es la actriz Gillian Anderson, apasionada de cuestiones paranormales. Ella le da vida a Dana Scully, agente especial del FBI, médica y compañera de Mulder. Al principio ella no congenia con el hombre, ya que cree que cualquier caso, por más inexplicable que sea, puede explicarse mediante la ciencia. Su escepticismo —inversamente proporcional a los credos de la actriz— choca con su fe católica, pero también le permiten abrir su mente con el transcurso de las temporadas.

El dúo no tardó en convertirse en un ícono de la cultura popular. Chris Carter decidió revertir los roles del creyente y el escéptico porque intuyó que el inconsciente colectivo daría por sentado que la mujer sería quien persiguiera cuestiones paranormales mientras que el hombre sería el abocado a la ciencia.

Su apuesta rindió frutos a tal punto que la serie se extendió durante doscientos dieciocho episodios repartidos en once temporadas, más dos películas exitosas estrenadas en 1998 y 2008 respectivamente, y una serie spin-off, Los Pistoleros Solitarios, que no tuvo mucho éxito pero siguió ampliando el rico universo.

Las temporadas se dividían en dos tipos de episodios bien marcados. La historia central era la búsqueda del Mulder para probar una conspiración del gobierno, que estaría encubriendo la existencia de vida extraterrestre. Esta narrativa central se intercalaba con episodios autoconclusivos con una estructura similar a programas como La Dimensión Desconocida, en donde los agentes tenían que seguir las pistas de algún episodio paranormal, a menudo topándose con monstruos o criaturas que la ciencia no podía explicar muy bien.

Uno de los capítulos más famosos es el cuarto de la segunda temporada, titulado Hogar. Mulder y Scully son asignados a cubrir un caso en un pueblo pequeño de Pennsylvania. Allí se encuentran con el cadáver deforme de un niño recién nacido, lo cual es el comienzo de una pesadilla mucho más grande. La historia habla sobre una familia incestuosa, trampas mortales que incluyen hasta una decapitación, y el entierro prematuro de la criatura. La familia Peacock, los monstruosos antagonistas de este episodio, tomaron desprevenidos a los espectadores de X-Files quienes no se esperaban una historia de terror a la altura de La Masacre de Texas.

Fue tal el impacto que generó que hasta el día de hoy este episodio es objeto de discusión, a menudo puesto como ejemplo sobre los límites que puede o no tener un show televisivo que se pasa en los canales de cable básicos. Sin embargo, también se convirtió en uno de los favoritos de los fanáticos, y pese a que Fox se negó en su momento a volver a emitir Hogar, cuando lo hicieron en 1997 fue en base a una maratón con las mejores entregas de la serie que votaron los espectadores. Hogar se aseguró el primer puesto.

En la infinidad de personajes secundarios y “monstruos de la semana” que X-Files le regaló a su fiel base de seguidores, tal vez el más destacado después del dúo protagonista sea el misterioso hombre llamado simplemente El Fumador, a quien le da vida William B. Davis. Si bien recién aparece en la cuarta temporada, este antagonista parece estar ligado a la teoría conspirativa principal que busca resolver el show, y es un dolor de cabeza para los agentes cada vez que aparece. El episodio 7 de la cuarta temporada, llamado Reflexiones de un fumador, el personaje central es él, y resulta imposible quitarle los ojos de encima. El carisma y la presencia amenazante de El Fumador lo elevaron a la categoría de culto, y su presencia en las temporadas posteriores e incluso la primer película creció gracias al apoyo popular.

X-Files no sólo supo cautivar a los espectadores con terror, ciencia ficción y misterio, sino que sus episodios también se encargaron de reflejar muchos clichés sociales con respecto a la paranoia de la gente; las personas que creen en teorías conspirativas y, sobre todo, quienes se benefician económicamente de los más crédulos. Muchos capítulos abordan a charlatanes que lucran mediante libros y conferencias basados en supuestos casos paranormales o de extraterrestres. Si bien tanto Mulder como Scully abordan lo sobrenatural con dos enfoques diferentes —el del investigador que cree pero necesita pruebas irrefutables y la investigadora escéptica que proveé el ángulo científico— siempre lo hacen desde un lugar de “seriedad”. Ambos son parte de una sección del FBI minúscula, a donde los casos van a morir. Representan a los que buscan la verdad independientemente del beneficio personal.

De alguna forma, uno de los verdaderos enemigos de la serie —y de la vida real también— son esos “vivos” que explotan las debilidades emocionales de aquellos que creen en ciertas cosas que no tienen explicación. Podríamos llamarlos videntes, astrólogos, mediums, etc. Están en todos lados, beneficiándose del dolor y la necesidad ajena.

Hay un dicho que dice “las brujas no existen, pero que las hay, las hay”, y podría ser un resumen idóneo para X-Files. Chris Carter y su equipo artístico consiguieron crear un producto que busca entretener a un público amplio. Si crees en la vida extraterrestre y en seres monstruosos, el show va a darte eso con un análisis que intenta no pecar de simplista y siembre busca la explicación científica. Si no crees en nada sobrenatural, X-Files pone a una de las protagonistas a representar a esa gran masa de individuos escépticos.

La serie comenzó a decaer en público y en críticas a partir de la temporada 8, cuando se unieron al elenco Robert Patrick y Annabeth Gish como los agentes John Dogget y Mónica Reyes, quienes empezaron a ocupar el lugar protagónico tras las idas y vueltas de los líderes originales. Sin embargo los capítulos siguen siendo entretenidos, con varios puntos altos. Muchos fans no pudieron superar el hecho que Mulder y Scully no estuvieran cada semana en la pantalla. Quizás por eso Anderson y Duchovny hicieron apariciones especiales en algunos capítulos.

X-Files creó un imperio que se expandió en todo tipo de merchandising, desde remeras y figuras de acción a novelas y series de historietas. Uno de los mejores capítulos de Los Simpsons los tienen a ellos dos investigando la supuesta aparición de un extraterrestre en la ciudad.

La serie inspiró al menos una docena de shows televisivos, disparó la carrera de actores y directores. Se ha mencionado a X-Files en todo tipo de canciones, películas, novelas, y hasta varios ítems de la serie forman parte del Museo Nacional de Historia Estadounidense.

X-Files es una serie emblemática de la televisión moderna, y ya se aseguró su lugar en la Historia de la cultura popular.

Todos los capítulos, más las dos películas, se encuentran disponibles en la plataforma de streaming Star +. La verdad está al alcance del control remoto.

Temas
Comentarios
Textos a la carta
Cuestión de Clase

Cuestión de Clase

La oligarquía argentina del Centenario dejó profusas huellas sobre el carácter de sus vidas en forma de cartas y diarios. Este texto habla de la educación epistolar que imparte un argentino a su hijo que se fue a estudiar a Nueva York.
Al Pie de la Letra
Romance con los Ganadores

Romance con los Ganadores

Nos enamoramos a primera vista de la redonda, tan brillante, tan apetecible, tan perfecta, tan tentadora. Hubiese pellizcado el balón para probarlo, pero no lo hice porque las muñecas hubiesen querido también y yo nunca fui egoísta.
Frases y Expresiones
Más Viejo que Matusalén

Más Viejo que Matusalén

Esos fueron entonces sus días, hora más, hora menos. Habrá perecido en el año del Gran Diluvio, según cuentan estimaciones más o menos exactas. Su nombre es un sinónimo general aplicado a cualquier criatura de edad muy avanzada.
Hacete la Película
Rango

Rango

Es una comedia que pueden disfrutar los más jóvenes pero que aquellos amantes del western pueden apreciar aún más. Johnny Depp demuestra su capacidad como interprete dotando a su camaleón con una personalidad adorable y un poco aventurera.
Columna
Una Apuesta Peligrosa

Una Apuesta Peligrosa

Las apuestas en el fútbol existen hace mucho, nosotros teníamos el PRODE que cayó en desgracia por el avance de otros como el Loto y el Quini. En Europa, las apuestas en el fútbol provocaron en su momento, escándalos sin precedentes.
Columnistas
Más Artículos