Paredes de Canto
Fecha de Publicación:
No Me Gusta Cuando Callas
¿Y cuando hablo qué sucede? - Me Gusta Cuando Callas – Poema 15 – Pablo Neruda
No Me Gusta Cuando Callas

¿Y Cuando Hablo qué Sucede?
Al escribir estas líneas, que no son otra cosa que mi particular visión acerca de versos y grafitis, o textos y tatuajes, o tatuajes (concepciones o sentires que gustan de quedarse en la piel), observo y comparto el valor de las voces que se escuchan a fuerza de pensamientos diversos y libertades bien ganadas.  Me gusta leer poesía y recalo por enésima vez en una poema con costumbres de antaño, escrito por el gran poeta chileno Pablo Neruda, (Ricardo Eliécer Neftalí Reyes Basoalto (Parral, 12 de julio de 1904-Santiago, 23 de septiembre de 1973) que puede o no gustar y siguiendo el hilo de su Poema 15, me enorgullece como mujer que el paso del tiempo no haya sido en vano ya que estaría lejos de identificar a la mujer actual.

Cien años es mucho, o un suspiro cuando la poesía es eterna con visos de universalidad, pero cuando la poesía es intimista y se mete de lleno con las características de una mujer en un determinado momento (1924) entonces se corre el riesgo de que los versos se quiebren, se deshagan, o dicho de otro modo, caigan en saco vacío, porque en este Siglo XXI poco nos importa si a un hombre le gusta o no que nos callemos, afortunadamente tenemos voz y voto, tenemos libertad para hacer, decir, actuar según cada una elija y los ojos se vuelan si deseamos y la boca la abrimos o cerramos en un beso si queremos, y nuestras quejas no son arrullos, muy por el contrario son a voz alzada, y no estamos ausentes porque la ausencia se asemeja a la desolación y al vacío y nosotras hemos llenado páginas, plazas, mundos pequeños y amplios con nuestras presencias.

En fin, si bien una sonrisa abre puertas, cuando llega la hora de repartir las cartas nos sentamos a la mesa de las oportunidades con el cerebro afinado y el cuerpo libre para caminar a la par de otros destinos. De tanto en vez, cantamos vale cuatro y proponemos algún retruco sin un As a la vista, y hablamos el idioma de todos, y no le escapamos a ningún tema y tampoco queremos el silencio como un modo de vida y es ahí cuando nuestras voces se mezclan, difieren, se parecen o diversifican, en definitiva, cuando el espejo/reflejo habla, nos gusta. Hemos macerado demasiados silencios como para permanecer ajenas a las injusticias, a las postergaciones, a los desmanes, al dolor, etc. y es por esa razón que grabamos en la piel, el alma, la razón o la sinrazón “Mujer, no me gusta cuando callas”, después de todo, las palabras muestran caminos y los silencios se evaporan en la nada…

Me Gusta Cuando Callas – Poema 15

Me gustas cuando callas porque estás como ausente,  1
y me oyes desde lejos, y mi voz no te toca.
Parece que los ojos se te hubieran volado
y parece que un beso te cerrara la boca.
Como todas las cosas están llenas de mi alma                5
emerges de las cosas, llena del alma mía.
Mariposa de sueño, te pareces a mi alma,
y te pareces a la palabra melancolía;
Me gustas cuando callas y estás como distante.
Y estás como quejándote, mariposa en arrullo.            10
Y me oyes desde lejos, y mi voz no te alcanza:
déjame que me calle con el silencio tuyo.
Déjame que te hable también con tu silencio
claro como una lámpara, simple como un anillo.
Eres como la noche, callada y constelada.                      15
Tu silencio es de estrella, tan lejano y sencillo.
Me gustas cuando callas porque estás como ausente.
Distante y dolorosa como si hubieras muerto.
Una palabra entonces, una sonrisa bastan.
Y estoy alegre, alegre de que no sea cierto.                    20

Pablo Neruda: Veinte Poemas de Amor y una Canción Desesperada – 1924

Temas
Comentarios
Al Pie de la Letra
Mercedes Giuffré: El Peso de la Verdad

Mercedes Giuffré: El Peso de la Verdad

En el contexto de la primera invasión inglesa de Buenos Aires, el doctor de origen escocés-gallego, Samuel Redhead, deberá enfrentarse a la resolución de un caso de asesinato que coincide con la llegada de dos personajes a la capital.
Semblanzas
Homero Manzi: Viajero de la Melancolía

Homero Manzi: Viajero de la Melancolía

Y así se me fue el tiempo, de Homero sólo me llevé recuerdos, encuentros casuales, canciones, versos, historias, lugares, esquinas y apenas si me transformé en un millonario albacea testamentario de ese melancólico amante del...
Lugares y Postales
Carillón de La Merced

Carillón de La Merced

El perfil definitivo con los cambios que produjeron los avances técnicos, se puede ubicar en el siglo XV. Las iglesias católicas que adoptaron esa modalidad de tañer campanas, con el sentido litúrgico que dicha ceremonia conlleva.
Genéricos
Cafiaspirina

Cafiaspirina

En 1763 en la Sociedad Médica Británica, se presentó un extracto de corteza de sauce para combatir la fiebre. Y en 1838 en Alemania se pudo sintetizar la corteza de sauce blanco, naciendo así la primitiva aspirina de uso médico.
Al Pie de la Letra
Jaque Mate

Jaque Mate

Mi vecino era un ser extrovertido y feliz hasta que cierto día llamó a su puerta la memoria, y recordó la guerra que vivimos. Ahora que recuerda no le abre la puerta a nadie y dejó de ser feliz. Paradojas de la mente.
Columnistas
Más Artículos