Fuera de Serie
Fecha de Publicación:
Archivo 81
DEL PODCAST AL STREAMING — DISPONIBLE EN NETFLIX
Archivo 81

La cuarentena en el 2020 trajo infinidad de historias reales, que oscilan entre el terror más absoluto provocado por el aislamiento a anécdotas de proyectos que cobraron forma en el medio de la tragedia, para salir al mundo y convertirse en fenómenos populares.

Daniel Powell, un ingeniero de sonido que llevaba grabando radioteatros en su computadora desde temprana edad, se encontró un día en su casa, aislado, escuchando todo tipo de sonidos extraños que debía “limpiar” y clasificar antes de enviarlos a una biblioteca de audios virtual. La experiencia peculiar se conjugó con la idea de su amigo Marc Sollinger de crear una historia en formato podcast, en donde pudiera volcar el amor de uno por el horror y la ciencia ficción junto con el talento del otro para crear narraciones radiales. Archivo 81 nace en el 2016 como un proyecto independiente que constó de diez episodios, a la cual le siguieron cuatro temporadas más que expandieron el universo.

Durante el primer año de la pandemia el consumo de podcast, en especial de ficción, creció exponencialmente, tanto en la aparición de estos productos como en el incremento de popularidad de otros ya establecidos.

El mundo del radioteatro es fascinante, con una historia larga y rica. Las primeras adaptaciones de las historias de superhéroes fueron seriales para radio, los héroes pulp y monstruos de todo tipo captaron la atención de los oyentes décadas antes de la irrupción televisiva en los hogares. Hoy en día, con la avanzada tecnología con la que todos disponemos, miles de artistas se han volcado al formato podcast para contar sus historias, apelando a todo tipo de géneros, sin restricciones presupuestarias. En la actualidad si uno tiene un micrófono decente, conocimientos básicos de edición de sonido y compañeros de ruta —aunque no es necesario, se pueden hacer podcast en solitario— es posible crear productos de calidad. Las plataformas de difusión más populares como Spotify o YouTube están al alcance de la mano, ya no se depende de emisoras de radio dispuestas a emitir los programas. Es sólo cuestión de sentarse y crear.

La productora y cineasta Rebecca Sonnenshine fue una de las oyentes de la cautivadora historia de misterio y horror cósmico que plantearon Powell y Sollinger, y no dudó en crear un proyecto televisivo con Netflix como objetivo primordial. Fue durante los inicios de la pandemia que el proyecto comenzó a tomar forma, en una era en donde las productoras empezaban a tomar ideas de formatos no tan tradicionales como inspiración para futuros proyectos y, con suerte, lucrativas franquicias.

Archivo 81 empezó a sumar nombres de peso durante el primer año de cuarentena. Paul Harris Boardman, veterano guionista responsable — por ejemplo— de la increíble cinta El exorcismo de Emily Rose, asumió la tarea de adaptar el podcast original y también ofició como productor ejecutivo. La serie terminó de cobrar vuelo cuando James Wan, un peso pesado dentro del género horror, puso su nombre a la lista de productores ejecutivos.

El cast principal se compone de Mamoudou Athie, un actor en ascenso a quien veremos próximamente en la tercera entrega de la saga Jurassic World, quien encarna a Dave, un restaurador de cintas de video. Dina Shihabi, actriz proveniente de Arabia Saudita, obtiene su segundo rol protagónico como Melody Pendras, una estudiante de posgrado en la década del ´90 que está investigando la historia de un edificio en Nueva York.

En Archivo 81 encontramos a Dave, quien acepta el encargo de un misterioso empresario llamado Virgil para restaurar unas cintas de VHS dañadas por un incendio. El primer fragmento que recibe le presenta a Melody Pendras, la estudiante responsable de las grabaciones, quien murió junto a todos los habitantes del edificio Visser. El fragmento que recibe el restaurador es apenas una carta introductoria al mundo que le espera, y desde el principio el hombre empieza a notar que hay algo siniestro detrás de una tarea que, en apariencia, es mundana.

A pesar de sus sospechas sobre las intenciones de Virgil, cuyo nombre ya debería hacer sonar alguna alarmaVirgilio, aparte de ser uno de los poetas más importantes de Grecia, es el guía de Dante a través del Purgatorio y el Infierno en La Divina Comedia— acepta el importante encargo y se muda a una instalación remota, en donde apenas tiene señal de celular, no posee internet, y está en completa soledad… aparentemente.

La instalación, por supuesto, está llena de cámaras de seguridad y micrófonos que lo espían, tiene recámaras secretas repletas de archivos inaccesibles y hasta una capilla privada. Todo grita “conspiración”, y Dave lo sabe. Tiene un amigo, Mark Higgins (Matt McGorry) quien desarrolla un podcast sobre misterios paranormales y teorías conspirativas, quien lo ayudará a intentar atar los cabos de la historia extraña en la que se sumergió su amigo.

Encerrado en la isla de edición, Dave se sumerge en la historia de Melody, quien alquila un departamento en el edificio Visser con una doble misión: la primera es, cámara en mano, retratar la historia de los ocupantes para intentar desentrañar la oscura mitología del terreno. En el pasado había sido una mansión que se quemó hasta los cimientos, y el destino de aquella nueva edificación correrá con la misma suerte. Pero la verdadera motivación de Melody es encontrar algún rastro de su madre biológica, quien la dejó abandonada en una Iglesia cuando era un bebé, con un anillo atado a su cuello y no mucha más información. El último rastro que pudo encontrar sobre ella la llevó al edificio.

La comunidad que se formó en los pasillos del Visser es, cuanto menos, singular. Todos se muestran desconfiados de la nueva inquilina. En la sala comunitaria se realizan reuniones bastante siniestras. El sistema de calefacción central filtra sonidos perturbadores, cánticos tenebrosos capaces de helar la sangre de cualquiera… a excepción de los residentes. Melody, armada con una pequeña cámara VHS que no parece necesitar jamás un cambio de batería, retrata todo lo que puede. Esas son las cintas que Dave debe restaurar.

Mientras el misterio sobrenatural crece con cada cinta que se sucede, la realidad de Dave comienza a mezclarse con la de Melody, y el restaurador empieza a descubrir que no fue casual que lo hayan contratado. Su historia personal trágica —que incluye la muerte de su familia en un incendio similar al del edificio, y la participación de su padre, quien era el psicólogo de la documentarista— es un eslabón importante dentro del rompecabezas. Las líneas temporales también se mezclan, de forma inexplicable, y a medida que avanzan los episodios todo se vuelve cada vez más enrevesado.

Archivo 81 cuenta una historia apasionante por su premisa, utiliza bien el recurso del found footage (un subgénero cinematográfico que busca emular una estética realista con supuesto material audiovisual “real” editado, como la famosa película El Proyecto Blair Witch) y que consigue construir una narrativa sólida en base a aparentes callejones sin salida que los protagonistas deben sortear. Si bien las actuaciones son bastante “acartonadas”, Mamoudou Athie es el que mejor sale parado en medio de un reparto que no destaca por sus interpretaciones. Por suerte la dirección, los guiones y la construcción de cada episodio equilibra la balanza. Archivo 81 es una buena serie, pero con actuaciones mediocres.

Cuando se estrenó en enero de este año en Netflix se convirtió en uno de los hits de la plataforma. El éxito —que se mide en cantidad de horas de reproducción— lo llevó a posicionarse en el segundo lugar del ranking de series. La crítica la adoró, el público también, pero a pesar de todo, hace unas semanas se anunció que no habría una segunda temporada. Esto no le quita impacto a esta tanda de ocho episodios, que se pueden ver sin preocuparse por cabos que hayan quedado sueltos.

El podcast sigue existiendo, las cuatro temporadas que expanden el universo se pueden encontrar en línea si los espectadores desean seguir explorando. Pero aquellos que deseen sumergirse solamente en el producto audiovisual, pueden hacerlo sin problemas ya que la única temporada de Archivo 81 cumple en contar una historia completa.

En el mundo de los servicios de streaming la cancelación de una serie no implica que en el futuro otra plataforma tome la posta y continúe la historia. Por ahora es un misterio más, como el que plantea Archivo 81.

Temas
Comentarios
Frases y Expresiones
Piqueteros

Piqueteros

La medida de fuerza de los petroleros despedidos en el sur tuvo escasa repercusión en los medios nacionales, pero luego comenzaron a surgir como focos aislados, piquetes cortando rutas en distintos puntos del país.
Hacete la Película
Hombres de Negro

Hombres de Negro

Pasó a la historia como una de las mejores comedias de ciencia ficción y aventuras. Se cumplen veinticinco años desde su estreno, y pese a que algunos efectos visuales no envejecieron muy bien, sigue siendo una joya que merece ser vista.
Lunfardo
Carlos de la Púa y la Bohemia

Carlos de la Púa y la Bohemia

En su vida de gran “caminoteador” como gusta decir Cesar Tempo, se lo vio por los cafetines alternando con los malandrines que gustaban, también ellos, de su compañía, de su alegría, de sus humoradas y su decir lunfardesco.
Al Pie de la Letra
La Carta Retrospectiva

La Carta Retrospectiva

¡No la habrás leído! ¿Vos la leíste?... ¡Como puede ser! ¡No tendrías que haberlo hecho!... Ella era la novia (o ex) de un amigo mío y estaba completamente sacada ante al inesperado infortunio que le tocaba vislumbrar delante mi inefable presencia.
Lugares y Postales
Café Tortoni

Café Tortoni

En Buenos Aires abundaban las pulperías y almacenes, como el de Los Catalanes o el Café de Marco. En 1858 sobre Rivadavia 826, abre sus puertas el Café Tortoni. Comenzó a ser un clásico del Centro porteño, pero a finales del siglo XIX.
Columnistas
Más Artículos