Por Amor al Arte
Fecha de Publicación:
Esculturas Inspiradas en una Poesía de Marechal
El Centauro y los Centauros – La poesía de Marechal y Las Esculturas de Barberis
Esculturas Inspiradas en una Poesía de Marechal

Luis Alberto Barberis nació en Buenos Aires en 1925 y fallecido en 2002 en la misma ciudad. Profesor Nacional de Dibujo egresado de la Escuela Nacional de Bellas Artes “Prilidiano Pueyrredón y siguió los cursos del maestro Alberto Lagos. A quien acompañó en la realización de sus obras.

Se desempeñó como profesor de dibujo en la Universidad de Morón, la escuela “Fernando Fader”  y otros institutos artísticos de la CABA.

Es conocida la serie de su autoría, que cuenta con diecinueve piezas escultóricas de centauros e inspiradas en la poesía de Leopoldo Marechal. Las piezas, de compacta unidad en el uso del material y el diseño, muestran al centauro en sus posibilidades expresivas: el guerrero, el músico, el sufriente y el anciano, entre otras variantes. Leopoldo Marechal escribió sobre estas esculturas: Trovadores australes, almas gloriosas de ayer, sobre cuyas osamentas gravita hoy la pampa, madre de centauros guitarreros. Le respondes con alguna evocación de tus pampas, o con fragmentos del canto naciente que bordonea en tu ser y es ya un elogio de las umbrías provenzales, a cuya sombra tal vez has discurrido ya con un centauro.

El Centauro – 1940 – (Fragmento)

a Maria de los Ángeles

En una tarde antigua
cuyo paso de loba
fué liviano a la tierra
pero no a la memoria,
extraviando el sendero
que ilumina la Rosa,
vi al Centauro dormido
junto al agua sonora.

Esto pasó en otoño,
cuando la selva entorna
sus parpados y olvida
la muerte de sus hojas,
cuando el sol pinta en Aries
el clavel de la aurora,
cuando los vientos gritan
y calla la paloma.

Perdido yo entre zarzas,
desnudo entre las rocas
hollaba la temida
floresta (¡en mala hora
mis pies abandonaron
el norte de la Rosa
por el zarzal doliente,
por las obscuras frondas!)

¿Fué acaso la impaciencia
del alma a que deshoras
ha encendido el aceite
de las vírgenes locas,
y buscando en la noche
mediodías y bodas
halla sólo el semblante
que le muestra la sombra?

Si arte fué de la noche
si navío en zozobra,
¡que lo diga el Centauro!
Yo diré mi congoja;
porque duro es el viaje
y escondida la gloria
de hablar con un centauro
junto al agua sonora.

Ver completo en:
El Centauro – Leopoldo Marechal –
Universidad de Congreso: https://www.ucongreso.edu.ar/

Temas
Comentarios
Frases y Expresiones
Piqueteros

Piqueteros

La medida de fuerza de los petroleros despedidos en el sur tuvo escasa repercusión en los medios nacionales, pero luego comenzaron a surgir como focos aislados, piquetes cortando rutas en distintos puntos del país.
Hacete la Película
Hombres de Negro

Hombres de Negro

Pasó a la historia como una de las mejores comedias de ciencia ficción y aventuras. Se cumplen veinticinco años desde su estreno, y pese a que algunos efectos visuales no envejecieron muy bien, sigue siendo una joya que merece ser vista.
Lunfardo
Carlos de la Púa y la Bohemia

Carlos de la Púa y la Bohemia

En su vida de gran “caminoteador” como gusta decir Cesar Tempo, se lo vio por los cafetines alternando con los malandrines que gustaban, también ellos, de su compañía, de su alegría, de sus humoradas y su decir lunfardesco.
Al Pie de la Letra
La Carta Retrospectiva

La Carta Retrospectiva

¡No la habrás leído! ¿Vos la leíste?... ¡Como puede ser! ¡No tendrías que haberlo hecho!... Ella era la novia (o ex) de un amigo mío y estaba completamente sacada ante al inesperado infortunio que le tocaba vislumbrar delante mi inefable presencia.
Lugares y Postales
Café Tortoni

Café Tortoni

En Buenos Aires abundaban las pulperías y almacenes, como el de Los Catalanes o el Café de Marco. En 1858 sobre Rivadavia 826, abre sus puertas el Café Tortoni. Comenzó a ser un clásico del Centro porteño, pero a finales del siglo XIX.
Columnistas
Más Artículos